Después del parón navideño, TRS vuelve, cumpliendo 60 episodios. Y cómo no podía ser de otra forma, volvemos con fuerza, rompiendo tabús hablando de disfunción eréctil.

¿Qué es la disfunción eréctil?

La disfunción eréctil, o impotencia es la incapacidad para conseguir y mantener una erección lo suficientemente firme como para tener relaciones sexuales. Esto puede pasar alguna vez y no significa que haya algún problema detrás. Si la disfunción eréctil es un problema continuo, puede provocar estrés, afectar la confianza del hombre. Puede ser señal de un problema de salud preexistente que necesite tratamiento y un factor de riesgo de enfermedad cardiovascular.

Síntomas de la disfunción eréctil

Los síntomas de la disfunción eréctil incluyen:

  • Problemas continuos para tener una erección
  • Problemas continuos para mantener la erección
  • Disminución continua del deseo sexual

Causas de la disfunción eréctil

Las causas de la disfunción eréctil pueden ser físicas o psicológicas. Hay que tener en cuenta que la excitación sexual masculina es un proceso complejo que involucra al cerebro, las hormonas, las emociones, los nervios, los músculos y los vasos sanguíneos.

La disfunción eréctil puede ser el resultado de un problema con alguno de dichos factores. Del mismo modo, el estrés y las inquietudes relacionadas con la salud mental pueden provocar disfunción eréctil o empeorarla.

Causas físicas

Las causas físicas más frecuentes de la disfunción eréctil pueden ser varias:

  • Enfermedad cardíaca
  • Vasos sanguíneos obstruidos (ateroesclerosis)
  • Colesterol alto
  • Presión arterial alta
  • Diabetes
  • Obesidad
  • Síndrome metabólico: afección que consiste en un aumento de la presión arterial, niveles altos de insulina, grasa corporal alrededor de la cintura y niveles altos de colesterol.
  • Enfermedad de Parkinson
  • Esclerosis múltiple
  • Determinados medicamentos de venta con receta (antidepresivos, antihipertensivos)
  • Consumo de tabaco, alcohol y otras sustancias
  • Trastornos del sueño
  • Tratamientos contra el cáncer de próstata o el agrandamiento de la próstata
  • Cirugías o lesiones que afectan la zona pélvica o la médula espinal, Testosterona baja

Causas psicológicas

Entre las causas psicológicas se encuentran:

  • Depresión
  • Ansiedad u otras afecciónes de la salud mental
  • Estrés

Factores de riesgo

Los factores de riesgo son los mismos que los agentes causantes

  • Enfermedades, en particular la diabetes o las enfermedades cardíacas
  • Consumo de tabaco, que limita el flujo de sangre a las venas y arterias
  • Tener sobrepeso, especialmente si eres obeso
  • Ciertos tratamientos médicos, como cirugía de próstata o radioterapia contra el cáncer
  • Lesiones, en particular si estas dañan los nervios o las arterias que controlan las erecciones
  • Medicamentos, como antidepresivos, antihistamínicos y medicamentos para tratar la presión arterial alta, el dolor o las enfermedades de la próstata
  • Trastornos psicológicos, como estrés, ansiedad o depresión
  • Consumo de alcohol y de drogas, en especial si consumes drogas o bebes mucho desde hace tiempo

Tratamiento

A la hora de instaurar un tratamiento, lo primero es revisar la medicación por si alguno de los medicamentos que se estuviera tomando pudiese ser la causa de la disfunción y hubiese que ajustarla.
Hay varias opciones de tratamiento, en las que hay que valorar, gravedad de la disfunción, así cómo beneficios y riesgos. Por vía oral tenemos el Sildenafilo (Viagra), Tadalafilo (Cialis), Vardenafilo (Levitra).

Mecanismo de acción

Mejoran los efectos del óxido nítrico, una sustancia química natural que produce el organismo y que relaja los músculos del pene. Esto aumenta la circulación sanguínea y permite lograr una erección en respuesta a la estimulación sexual. Por eso es necesario que haya estimulación sexual, si no no funcionan. Es importante también saber que estos medicamentos tienen efectos secundarios como dolor de cabeza, dolor de espalda, enrojecimiento de la piel, congestión nasal. Y nunca nunca, pacientes con problemas cardíacos deben tomarlos.

Otros tratamientos

Entre otros tratamientos nos encontramos:

Autoinyección de alprostadil


Supositorio uretral de alprostadil.

Bomba peniana

Dispositivo de erección por vacío. Es un tubo hueco con una bomba manual o a pilas. Se coloca el tubo sobre el pene, y luego la bomba se utiliza para aspirar el aire que está dentro del tubo hacia fuera. Esto genera un vacío que hace que la sangre llegue al pene.

Implantes penianos

Este tratamiento consiste en colocar quirúrgicamente dispositivos a ambos lados del pene. Estos implantes constan de varillas inflables o maleables (flexibles). Los dispositivos inflables permiten controlar el momento y la duración de una erección.

Esperamos que este episodio sirva para que los hombres pierdan el miedo a hablar de salud sexual.

Nos leemos en el siguiente post.